El 15 de junio del 2005 cambió la historia y la concepción de Batman en el cine. Ese día se estrenó la que sería la primera película de la trilogía dirigida por Christopher Nolan y, después de ella, nada volvería a ser igual para el Caballero de la Noche.

Para refrescar un poco la memoria, anterior a esta trilogía de Nolan, existen 4 películas sobre Batman, también producidas por Warner Bros., pero que, siendo sinceros, no le hacen justicia al personaje para nada.

La mayor sorpresa llegó cuando Warner Bros. decidió olvidar esas anteriores películas y reiniciar la historia del Caballero de la Noche, decisión que en su tiempo no convenció a todos los fans pues aún estaba esa espinita de las anteriores adaptaciones.

Pero para el bien de todos los fans y de Batman mismo, el 15 de junio del 2005, Christopher Nolan y Christian Bale (Batman) nos entregaron una de las mejores películas de Batman, que supera por mucho a sus predecesoras, y con la cual se sentó la base de lo que sería el universo de DC en el cine.

Batman, Wonder Woman y Superman

Batman, Wonder Woman y Superman

Los fans de DC tienen como principal (y a veces único) argumento el que las películas de la trilogía de The Dark Knight son mejores que cualquier otra porque son oscuras, tanto en sus tomas como en su historia, y más para “adultos”. En pocas palabras, Warner dejó fascinados a todos los fans de DC con esta trilogía.

Y no lo niego, soy súper fan de Marvel, pero también soy muy fan de Batman y sí, estas películas son una versión más oscura, realista y seria de este personaje. Por mucho, es de lo mejor que ha mostrado DC en el cine, pero su camino por alcanzar al universo cinematográfico de Marvel es largo aún.

Tanto Batman Begins como sus secuelas, The Dark Knight Falls y The Dark Knight Returns, fueron rotundos éxitos de taquilla, hecho que no pasó desapercibido para Warner, y es aquí donde el universo de DC en el cine comienza a pagar las consecuencias.

Ahora, ¿qué tiene que ver el éxito esta trilogía con el título del post?

Verán, el término “nolificación” es algo inventado, no por mi, pero por alguien más en algún blog que no recuerdo. Esto hace referencia a la decisión de Warner de hacer todas y cada una de las siguientes películas de DC en los mismos tonos y características que la trilogía de Nolan.

Eso significa que no importa si se trata de Superman, Aquaman, la Mujer Maravilla o quien sea, deben tener una película con tonalidades oscuras y con una trama más seria y “adulta”.

Como dije, los fans más acérrimos de DC defienden a sus películas por este tono oscuro, pero seamos honestos, esa oscuridad no va para nada con Superman, Aquaman o la Mujer Maravilla.

Tomen de ejemplo este video donde un grupo de fans alteró los colores de la película Man of Steel y noten la diferencia. Superman podrá tener sus facetas oscuras en los cómics, pero creo yo que en la película no le va. Hasta en el video hacen comentarios parecidos a lo que menciono de como copiaron las tonalidades de Batman.

Es algo muy triste que DC está empeñado en replicar algo que simplemente no se puede replicar. Nolan hizo un gran trabajo con la historia de Batman y el éxito de sus películas no es solamente por esa “oscuridad”, sino porque supo trabajar la historia y hacerle justicia al personaje.

Tratar de hacer una película estilo The Dark Knight sin Nolan es como tratar de replicar la Capilla Sixtina sin el propio Miguel Ángel… Es simplemente imposible crear un resultado que se asemeje al original.

Aquaman

Aquaman

Lamentablemente, DC o Warner, no sé quién esté detrás de esta loca idea, no entiende esto y lo ha tomado de estandarte para diferenciar sus películas de las divertidas y amigables películas de Marvel.

Y las consecuencias de esto se están viendo en las futuras películas como Batman v Superman, donde Aquaman parece más un metalero hardcore que el rey de los mares (no me hagas daño Jason Momoa, de todas maneras eres cool).

Lo mismo pasó con la Mujer Maravilla, su traje es de los más vistosos y coloridos en los cómics, con colores rojos y azules, pero si vemos su traje en BvS éste es más bien en tonalidades cobrizas.

Hablando de futuras películas, Suicide Squad es otra de las películas que también está sufriendo las consecuencias de la “nolificación”, donde también vemos que los villanos del escuadrón tienen una adaptación más “realista y humana”, cosa que tampoco ha dejado muy contentos a los fans.

Suicide Squad

Suicide Squad

En fin, a mi sinceramente me parece muy triste que DC se esté obsesionando tanto con esta “seriedad y oscuridad” en todas sus películas, en vez de tratar de encontrar un punto que diferencie a cada una en su propia manera.

La trilogía de Nolan dejó la vara muy alta para las siguientes películas de DC, espero que las siguientes películas estén por lo menos a la altura de esta trilogía.

¿Ustedes que opinan? ¿Es justo y necesario que las películas de DC sean así, o es un grito desesperado por diferenciarse de Marvel y su MCU?

Imágenes: Forbes, Movies, Skoop

Mr. Mostacho

Mr. Mostacho

Fundador y director de Comicgram. Fan from hell de Marvel y Batman. Desarrollar web y guionista de cómics en proceso. Colabora con la parte tecnológica del programa de radio Xponente.