¡Saludos, comicgramers!

Estamos en el siglo XXI, la era de la información, donde es tan fácil y rápido enterarnos de sucesos acontecidos en cualquier parte del mundo; lo que da como resultado la globalización.

El mundo del entretenimiento (anime, cómics y manga) no está exento de esta situación: cada vez es más fácil obtener tomos de un manga acabados de salir o el estreno de un capítulo nuevo de un anime, incluso, un nuevo tomo de nuestro cómic favorito en formato digital.

Pero no todo es alegría en el mundo del entretenimiento, al estar bombardeados de anime, manga y cómics de editoriales de renombre, el camino para los cómics independientes se vuelve difícil.

Si bien es cierto, existe la posibilidad de lanzar un web-comic independiente para una difusión más fácil y rápida; sin embargo, muchas veces esos trabajos (digitales o impresos) son menospreciados por nosotros, los lectores. Creo que la causa principal de lo difícil que es mantener un trabajo independiente es que la mayoría de las personas piensan: “No ha de ser de calidad”. Pero la realidad es otra, hay trabajos muy buenos, incluso me atrevería a decir, mejor que algunos ya posicionados en el mercado. En muchas ocasiones sólo dirigimos nuestra mirada a los cómics independientes cuando el autor o el colorista colaboró en Marvel, DC o en alguna otra editorial de renombre.

Algunos autores incluso optan por sacar sus trabajos en inglés para que sean aceptados en el extranjero y así poder abrirse camino en el mercado local-nacional. La globalización del universo del entretenimiento ha dado pie a que poco a poco autores, dibujantes y coloristas independientes se unan para hacer frente a la barrera creada y dar a conocer sus trabajos. Es cierto, en México falta mucho para que exista una organización de autores de cómics independientes, pero se están dando pequeños pasos.

Un claro ejemplo es Festo Cómic, el cual es un festival de autores de cómic, que llevó a cabo su quinta edición este fin de semana pasado en la Ciudad de México. Pero necesitamos más espacios como éste alrededor de la República para que tengamos oportunidad de apoyar a los artistas locales y nacionales. Es cierto que algunas convenciones de cómics, como las organizadas en Monterrey, ofrecen espacios para apoyar estos trabajos, pero nosotros como lectores debemos ir simpatizando también con trabajos independientes para que la industria del cómic en México crezca y se fortalezca.

No estoy diciendo que dejemos de leer o ver sobre nuestros superhéroes, mangas o animes favoritos, simplemente demos una oportunidad a estos trabajos que salen al mundo con mucho esfuerzo, a veces luchando contra obstáculos muy grandes; pero es la pasión, el amor a su trabajo y el empeño que ponen los creadores lo que mantiene vivos a estos proyectos.

Desde aquí, mando una felicitación a todos aquellos que no se rinden a pesar de las adversidades y siguen impulsando sus proyectos… Aportando nuevos personajes a los ya extensos mundos del universo del entretenimiento.

Me gustaría saber tu opinión de los trabajos independientes: ¿Has leído alguno? ¿Cuál nos recomendarías?

¡Hasta la próxima!

Lord Crow

Lord Crow

Desarrollador web de profesión pero escritor por pasión. Amante de libros de suspenso, los cómics, la ciencia ficción y los videojuegos. Algunas veces observa el mundo desde el rincón de su habitación.